Pacto alemán para aprobar el mecanismo que prestará el dinero a la banca española

La canciller Merkel acuerda con la oposición votar a favor del Mede y el pacto fiscal el próximo 29 de junio, en plena cumbre europea.
Para que el dinero llegue a los bancos españoles es necesario que entre en vigor el Mecanismo Europeo de Estabilidad (Mede) y la condición impuesta en Alemania era la ratificación parlamentaria del Pacto Fiscal. Para ratificar el Pacto Fiscal era necesario un amplio consenso entre la coalición de gobierno de Berlín y la oposición socialdemócrata, acuerdo que han logrado esta tarde después de dos semanas de bloqueo por parte de la izquierda alemana.
El escollo más complicado del pacto, la fecha de la votación, ha sido salvado y tanto el Mede como el Pacto Fiscal serán sometidos al voto del Bundestag y el Bundesrat el próximo 29 de junio, apenas aterrice el avión que traiga a Merkel de vuelta de la crucial cumbre europea de Bruselas.
Merkel necesita los sufragios de una parte de la oposición para lograr los dos tercios de votos favorables en las dos cámaras del Parlamento, solo así será ratificado el pacto que compromete a los socios de la UE a mayor disciplina en las cuentas públicas. Si Merkel no hubiese conseguido apoyo al Pacto Fiscal en Alemania, después de tratar de impulsarlo en toda Europa, hubiese tenido que convocar elecciones anticipadas.
Alentados por la elección del socialista François Hollande en Francia, el Partido Socialdemócrata alemán (SPD) y los Verdes habían impuesto condiciones para votar el texto: un compromiso a favor de medidas para incentivar el crecimiento y poner en marcha una tasa a las transacciones financieras.
Las negociaciones con el Gobierno todavía no han concluido. Pero la elección de una fecha, el 29 de junio en el Bundestag y después en el Bundesrat, al mismo tiempo que la votación sobre el Mede implica que por ambos lados el acuerdo es muy posible. "Hemos dado un gran paso", ha dicho el jefe de los diputados conservadores Volker Kauder. "El calendario que hemos acordado garantiza que el Mede y el pacto fiscal entren en vigor a tiempo", agregó, en referencia a los bancos españoles esperando el dinero para julio y pese a que muchos otros países, entre ellos Francia, todavía no lo han ratificado.
Como contrapartida, Merkel ha cedido en cuanto a la tasa a las transacciones financieras internacionales, de la que es convencida partidaria, pero para la que quería una cifra mínima de 27 países que la implantasen al mismo tiempo. Su concesión consistiría, según medios alemanes, en que la cifra mínima de países quede reducida a 9.
Berlín podría ceder también en otra demanda de los Verdes: la puesta en marcha de un fondo de amortización de la deuda como el Parlamento Europeo presentó el miércoles. Al final, la impresión que queda es que los partidos de oposición han cedido a los imperativos de la Realpolitik y se han situado en una posición contraria a sus parientes franceses de Hollande.
"Va a ocurrir lo que se esperaba: el SPD y los Verdes van a apoyar el mantra de la austeridad del pacto fiscal", informa, decepcionado, el diario izquierdista TAZ. El viaje relámpago de los dirigentes del SPD a París ayer miércoles sólo ha suscitado críticas, incluso en el seno del partido.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Los 10 pasos para vender tu casa mejor.

Aquí tienes el Programa de Fiestas del Pilar 2.018

Las compraventas de vivienda en Aragón en máximos históricos.