Zaragoza tiene 1.186 locales vacíos, los más grandes con dificultad de salida.


Los sesenta ejes principales y secundarios comerciales de Zaragoza cuentan con 1.186 locales vacíos de un total de 3.070 (el 40% de la ciudad) y los de mayor tamaño, por encima de los 75 metros cuadrados, son los que más dificultades presentan para darles salida.

      

Así se recoge en un estudio realizado por la Federación de Empresarios de Comercio y Servicios de Zaragoza (Ecos) por encargo del Ayuntamiento de Zaragoza y que este martes han presentado en rueda de prensa la concejala delegada de Comercio, Arantza Gracia, y el presidente de la organización empresarial, José Antonio Pueyo.
El objetivo del estudio es realizar un diagnóstico para estudiar medidas que puedan contribuir a eliminar las denominadas "brechas comerciales" o vías de acumulación de locales vacíos, que en este caso se concentran en los ejes de Miguel Servet, San José y Avenida de Cataluña.
Una de las principales medidas que va a adoptar el ayuntamiento será la creación, en el plazo de un mes, de una plataforma digital abierta para favorecer la comercialización de estos establecimientos, en la que se colgarán las principales características del local como metros y estado tanto exterior como interior de aquellos a los que se ha podido acceder, con las correspondientes fotografías.
Se ha podido comprobar que el 50% tienen el exterior reformado o nuevo y que uno de cada cuatro necesitaría una reforma más integral. En cuanto al interior, alrededor de 600 están en estado bueno o reformado y dos de cada tres tienen más de 75 m2, lo que supone una mayor dificultad para reutilización, como ha puesto de manifiesto el responsable de Fomento Empresarial del Instituto Municipal de Fomento del Empleo (IMEFEZ), Jesús Blanco.
Con estos datos, el documento, según ha explicado José Antonio Pueyo, va a servir para que quien quiera poner un comercio sepa cómo está el panorama, pero también ha abogado por realizar un estudio del mix comercial y por que el ayuntamiento fomente el alquiler, favorezca los trámites administrativos y en el ámbito fiscal que se discrimine entre locales abiertos y cerrados, e incluso la posibilidad de destinar los locales grandes a habilitar estacionamientos.
Una vez hecho el estudio, la concejala ha reconocido que será necesario estudiar los pasajes comerciales y el destino de los locales de entidades bancarias.
A medio plazo ha apostado por la dinamización y reactivación del tejido comercial y la puesta en marcha de una estrategia de transmisión de negocio en el que el ayuntamiento actúe como intermediario y además de romper con la percepción de abandono que dan las zonas con locales vacíos.
Entre las zonas prioritarias de intervención estarían San José, Miguel Servet con Cesáreo Alierta y Tenor Fleta con Agustinos. No obstante, Gracia también ha reconocido que se están estudiando otros usos para estos establecimientos desde espacios de trabajo colaborativo, asociaciones, entidades, artistas o pequeñas industrias.
El primer sector más afectado en el comercio ha sido el equipamiento personal (vestido, calzado y complementos), seguido de servicios bancarios, atención a las personas y hostelería, ha explicado Pueyo, quien ha atribuido a la eclosión de las grandes superficies con el levantamiento de la moratoria justo con el inicio de la crisis y al comercio electrónico las consecuencias de los cierres del comercio.
La zona que mejor ha evolucionado ha sido la de la calle San Miguel y destaca el Paseo de las Damas, donde no hay ningún local cerrado. El análisis se ha centrado en las 60 calles comerciales más importantes de Zaragoza, que representan el 36% del comercio de la ciudad y que suman 3.070 locales.
Entre ellas destacan los 19 ejes principales, aquellos que por su importancia urbana y económica se sitúan en el primer rango y que suelen contar con más de 50 establecimientos minoristas y que, en total, albergan 1.497 comercios, el 17,6% del comercio local.
Este primer grupo lo forman: avenida de Madrid, calle Delicias, Unceta, avenida de Navarra, Conde Aranda, Pablo Gargallo, avenida de San José, Tenor Fleta, Miguel Servet, Compromiso de Caspe, Camino de las Torres, avenida de América, Coso, Don Jaime, calle Alfonso, San Miguel, Fernando el Católico, avenida de Goya y Cesáreo Alierta.
Los ejes secundarios son aquellos que cuentan con una destacable actividad económica y comercial, sin llegar a ostentar las primeras posiciones de la ciudad, y cuentan con al menos 30 establecimientos comerciales.
Se identificaron 41 calles en la ciudad que albergan 1.573 comercios, el 18,5% del comercio local. 


Fuente: Heraldo de Aragón 24/05/17

Comentarios

Entradas populares